Home / becas / Carta de motivación (statement of purpose): qué es y cómo escribir una

Carta de motivación (statement of purpose): qué es y cómo escribir una

En este artículo te explicaré los puntos clave que deben aparecer en una carta de motivación o statement of purpose, y utilizaré como ejemplo la memoria de estudios que presenté para postularme en una de las Becas de posgrado de la Obra Social “la Caixa” en 2012, para estudiar un máster en la Universidad de Oxford. Si bien para ella se me pedía una estructura muy concreta, dividida en tres partes, en términos generales se trata de una estructura que sería útil para gran parte de procesos de admisión en un grado, máster o doctorado, o programa de becas en general.

Qué es una carta de motivación o statement of purpose

La carta de motivación o statement of purpose en la mayoría de programas de becas o admisión en universidades, constituye un elemento fundamental en el proceso de selección que permite al candidato poner de relieve elementos de su currículo o trayectoria. Según la Berkeley Graduate Division, se trata de un escrito que “debe convencer a sus lectores – es decir, el comité de selección – de que cuentas con una trayectoria sólida que augura una superación de los estudios de postgrado con éxito”.

La carta de motivación te da la oportunidad de explicar tu propia trayectoria profesional y personal, es decir, de dónde vienes y hacia dónde te quieres dirigir, una historia que debe ser única, coherente y, sobre todo, convincente. Pero no te confundas, no se trata tanto de cómo lo explicas -obviamente, una buena estructura y sintaxis son importantes-, sino de lo que explicas. Debes mostrar y demostrar lo que has hecho y lo que quieres hacer, no escribir una obra literaria explicando cosas poco tangibles y vacío de contenido que sea objetivable y palpable. Como dice la Dra. Karen Kelsky en su libro The Professor Is In: show, don’t tell.

Lo repito una vez más: Show, don’t tell.

Ejemplo de carta de motivación / statement of purpose

El ejemplo de carta de motivación que presento a continuación se trata de un escrito que hoy día plantearía de forma muy distinta pero que, ya que con ella conseguí una de las codiciadas becas de “la Caixa”, quiero mantenerme fiel a lo que presenté por aquel entonces, a modo de ejemplo. No obstante, añadiré algunos comentarios y propuestas de mejora en cada una de las secciones, de modo que este proceso de ‘deconstrucción’ de mi propia carta de motivación también pueda resultar un ejercicio pedagógico útil a la hora de abordar tu propia carta de motivación.


Párrafo 1: Resumen

El resumen consiste en una especie de abstract de la memoria, donde expones de manera resumida tu trayectoria y por qué pides la beca. Mi carta de motivación empezó con el siguiente resumen:

La investigación en Historia Antigua requiere obtener no sólo un amplio abanico de conocimientos históricos, sino también un óptimo manejo de disciplinas auxiliares, tales como la epigrafía, numismática o papirología. Tan solo un máster que me permita acceder a todo ello resulta el más adecuado para mi formación. A pesar del alto nivel de exigencia que ello requiere, mi experiencia académica anterior, junto al sacrificio y ambición personal  que creo mostrar hacia mi trabajo, me proporcionan una excelente base sobre la cual relanzar mi carrera y aprovechar al máximo esta oportunidad única.

Este resumen es muy sólido y demuestra algo muy importante en este tipo de becas: que se tienen las ideas claras y la motivación necesaria para realizar este programa de estudios. A día de hoy, quizás enfatizaría más la motivación y eliminaría la frase de sacrificio y ambición personal.

Párrafos 2-5: Desarrollo

Al breve resumen, donde se expone de manera general qué motiva la solicitud, le sigue la estructura del escrito, donde ya de forma más detallada se expone la trayectoria personal, la idea de proyecto a realizar o formación necesaria, y finalmente las ideas de futuro:

La Licenciatura en Historia en la Universidad de Barcelona, me ha permitido adquirir una base sólida para emprender el próximo año estudios de máster. Mi disciplina y seriedad hacia el estudio, junto a la vocación y sacrificio personal que muestro hacia la historia antigua, me han facilitado obtener unos resultados plenamente satisfactorios. Los cuatro años de carrera me han permitido especializarme en historia de Roma y arqueología clásica, con el desarrollo de asignaturas tanto de mi propia carrera como de Filología Clásica. Durante estos años también me he dedicado, en el aula y de forma autodidacta, al latín, del cual tengo una base sólida.  Paralelamente, la formación en el aula la he combinado con el trabajo de campo en más de diez campañas arqueológicas en Italia y, sobre todo, España, que me han permitido adquirir una buena base en el trabajo arqueológico. En septiembre de 2011 me incorporé al ‘Centro para el Estudio de la Interdependencia Provincial en la Antigüedad Clásica’ (CEIPAC), grupo de investigación de la Universitat de Barcelona. En diciembre inicié trabajos de colaboración en la puesta en marcha de una nueva base de datos de epigrafía anfórica griega, empezando con sellos de Thasos (s. IV a.C.), estando ligado de enero hasta junio de 2012 gracias a la obtención de una beca de introducción a la investigación. A parte del ámbito académico, desde un principio he querido dar un carácter social a  mi trabajo, mostrando un compromiso firme hacia la divulgación. De este modo, desde el 2006 he formado parte de distintos grupos de reconstrucción histórica romana, participando en eventos en España y Francia, donde enseñamos a la gente el funcionamiento del ejército y la sociedad romanos, en vivo y en directo.

¿Podríamos entender la invasión de Irak en 2003 como un conflicto que implicó solamente a EE.UU. e Irak?¿O la Guerra de Corea como un conflicto limitado a Corea del Norte y del Sur? Entonces, ¿por qué podemos entender la Segunda Guerra Púnica como un conflicto entre Roma y Cartago? Tradicionalmente se nos ha mostrado siempre como un conflicto que implicó solamente a las potencias del Mediterráneo Central, mostrando los actores del Mediterráneo Oriental y Occidental como secundarios o, incluso, invisibles. Si bien en los últimos años han dado a luz algunas obras que intentan conciliar el Mediterráneo Central y Oriental, ninguna de ellas ha conjugado todos los actores de un momento contemporáneo, y aún menos en una edad tan temprana como la Segunda Guerra Púnica. Por este motivo, mi objetivo es emprender un estudio del periodo desde un punto de vista multipolar, que me permita tratar con mayor profundidad la conectividad existente en el Mediterráneo -básicamente entre Roma, Cartago y los Reinos Helenísticos-, ya a finales del siglo III a.C. Para salvar las limitaciones de las fuentes escritas tradicionales, necesito una profunda formación en disciplinas como epigrafía, numismática o papirología, a partir de las cuales trazar unas redes que nos ayuden a comprender mejor las relaciones interestatales en el Mediterráneo en esta cronología. Esta formación, sin duda, solo la puedo encontrar en una universidad de élite.

Por esto, mi intención es incorporarme durante el curso 2012-2013 a la University of Oxford para iniciar el ‘Master of Philosophy in Greek and Roman History’, para el cual ya he iniciado el proceso de selección. La realización de dicho máster en una universidad de élite me proporcionará todas las herramientas necesarias para desarrollar mi futura actividad investigadora y poder llevar a cabo mi trabajo de final de máster, preparándome para emprender después estudios de doctorado en la misma universidad. El MPhil en Oxford me permite adquirir competencias en diversas disciplinas, entre las que cabe destacar papirología, numismática, epigrafía y griego clásico -el cual debo reforzar-. Esta interdisciplinariedad no la ofrece ninguna universidad española, y resulta básica para el desarrollo de mi actividad científica. La University of Oxford ofrece a mi disposición toda una serie de recursos y acceso a estas fuentes primarias, como el ‘Centre for the Study of Ancient Documents’, que no ofrece ninguna otra universidad, además de contar con la biblioteca mejor nutrida en mi disciplina, la Sackler Library.

La finalización de dicho máster me facilitará la admisión en un programa de doctorado y me facultarán a desarrollarlo plenamente capacitado y con el soporte  necesario e indispensable. Una vez finalizado el doctorado, mi intención es desarrollar toda aquella actividad postdoctoral que me permita consolidarme en mi campo de investigación, para así poder aportar los conocimientos adquiridos en mis estancias en centros de investigación de primer nivel en el extranjero, y así avanzar en la consolidación de una disciplina, la historia del mundo helenístico, que hasta el momento no constituye una especialidad demasiado extensa en los centros de investigación y universidades españolas.

En lo que se refiere al primer párrafo, la idea de sacrificio personal aparece por segunda vez… Personalmente, preferiría dar la beca a alguien motivado, fascinado por su proyecto, ilusionado, que no a alguien sacrificado… ¿Me explico? De nuevo, hoy en día eliminaría ese término, ya que no refuerza mi candidatura. Quizás echaría en falta también dar algo más de importancia a mi idea de firme compromiso con el aspecto social de la investigación a través de la divulgación. A fin de cuentas, el trabajo de reflexión que desarrollan los investigadores de cualquier campo de las humanidades es imprescindible para una sociedad madura.

Nunca se sabe quién puede estar leyéndose tu carta de motivación, ni su grado de familiaridad con tus intereses, por eso es importante, al menos en una línea inicial, intentar abordar tus intereses desde un punto de vista más generalista o apelando a asuntos con los que todo el mundo, o prácticamente todo el mundo, pueda sentirse identificado o conocer. Por eso considero importante la referencia a la guerra de Irak. Quizás actualmente utilizaría un símil distinto, pero os podéis hacer a la idea. De este modo no sólo estás demostrando cierta capacidad de abstracción, sino que eres una persona intelectualmente curiosa.

 Por otro lado, omitiría la referencia a la Universidad de Oxford como una Universidad de élite. A mi modo de ver, y seguramente también al modo de ver del comité de selección, una buena formación puede no hallarse en una Universidad de élite. No todos los buenos profesores se hallan en ellas. Quizás sería más conveniente insistir más en los profesores que pueden ayudarme a llevar a cabo mi proyecto que en las Universidades de élite en las que me pueda formar.  De este modo mi propuesta de estudio quedaría reforzada, ya que quiero estudiar en ese programa porque es el que más se adecua a mi proyecto académico, y no simplemente porque se trate de una Universidad de élite.

Párrafos 6-8: Programa de estudios

El ‘MPhil in Greek and/or Roman History’ está diseñado para ser completado en dos cursos (21 meses). Está formado por seis componentes. Así, en primer lugar, se nos da a elegir una lengua, moderna o clásica, entre las cuales escogería griego clásico, ya que mi nivel es básico y necesito reforzarlo para desarrollar mi investigación. Luego, se nos da a escoger una asignatura relacionada con técnicas y métodos de investigación y, además, otra relacionada con varios temas monográficos o una adicional del primer grupo. Del primer grupo estaría interesado en hacer ‘Documentary Papyrology’, y del segundo la asignatura ‘Rome and the Mediterranenan World 240-146 BCE’, la cual encaja perfectamente con mis intereses de investigación. Otro de los núcleos del máster es la llamada ‘dissertation’ o trabajo de final de máster, trabajo que consiste en un ensayo de no más de 25.000 palabras. Finalmente, debo asistir también a uno de los dos seminarios quincenales, ‘Greece and the East’ o ‘Rome and the West’. Ambos seminarios son de mi interés, especialmente el segundo, ya que están relacionados con el tema central de mi investigación. Otro tema que me interesa es que tendré a mi disposición el ‘Centre for the Study of Ancient Documents’, pudiendo asistir a los seminarios semanales que organiza, donde se dan a conocer nuevos hallazgos epigráficos. Lo mismo en cuanto a papirología o numismática.

También se me asigna un supervisor, quien se encarga de asesorarme a lo largo del curso. Teniendo en cuenta mis intereses, sería de gran ayuda poder contar con el tutelaje del nuevo ‘Camden Professor of Ancient History’, Nicholas Purcell.

En caso de no ser aceptado en Oxford, también he iniciado los procesos de selección para el ‘MA Ancient History’, máster ofrecido conjuntamente por tres ‘colleges’ de la University of London: el University College, King’s College y el Royal Holloway. También estoy aplicando para el ‘Msc Hellenistic World’, ofrecido por la University of Edinburgh.

Aquí viene a mi modo de ver el punto más débil de mi solicitud. Se trata de una solicitud demasiado centrada en la Universidad de Oxford, en un momento en que aún no había sido admitido. A pesar de detallar dos opciones más, en caso de no ser aceptado en Oxford, pero da la sensación que estas dos opciones son un parche. Quizá echaría en falta alguna explicación más detallada de por qué los otros programas de máster, en Londres o en Edimburgo, son opciones interesantes. La limitación de espacio para la exposición es siempre un inconveniente pero, relegadas al último párrafo de mi exposición, parecen poco menos que hermanas pobres, la pedrea del premio gordo que sería Oxford.

Conclusión

A modo de conclusión, me gustaría poner hincapié en la importancia de ofrecer la oportunidad a otras personas de que se lean tu carta de motivación antes de enviarla a los organismos oficiales. Del mismo modo que yo he podido diseccionar, y mejorar en cierta medida, un texto que yo mismo escribí hace ocho años, otras personas que, o bien no están tan familiarizadas con tu campo de estudio o se encuentran en un estadio más avanzado en su carrera profesional, pueden aportar una mirada fresca y crítica a tu escrito. No existe la versión definitiva de ningún tipo de escrito, y siempre hay espacio para la mejora.

¿Hay algún tema sobre el que te gustaría que escribiera? Envíame un correo a mateogonzalez90@gmail.com y estaré encantado de recibir tus sugerencias.

2 thoughts on “Carta de motivación (statement of purpose): qué es y cómo escribir una

Leave a Reply

%d bloggers like this: